Blog para alumnos de Grado de Psicología de la UNED

Con opiniones, guías, consejos y enlaces a otras páginas donde puedes ver apuntes, guías, más opiniones, exámenes, tests y alguna cosa más.

viernes, 23 de diciembre de 2011

La otra navidad, los regalos azules, el aislamiento social y el consumo responsable

Llega fin de año, toca hacer balance del año en cuestión y los buenos propósitos para el próximo. Toca intentar pasarlo bien, comer hasta hartarse y hacer recibir regalos. Esto que vine ahora es una reflexión, "un pensamiento en voz alta" que tiene mucho que ver con las responsabilidades que tenemos cada uno del bienestar, no solo nuestro sino ajeno, dentro de nuestro "microuniverso" (es decir, dentro de lo poco que podamos hacer cada uno a nivel local). Parte de lo que lo que voy a decir tiene que ver con la psicología, y otra parte no... Leer más..., es más material, pero dadas las fechas creo que es adecuado resaltarlo y no por ello menos importante.

No va de que lo tengamos que pasar mal y no disfrutar de la navidad, aquí mismo hay una felicitación más abajo (que hizo Mippe's Boss, por cierto), sino de poner un pequeño granito de arena para que la vida de los demás sea (aunque solo sea un poquito) mejor de lo que es ahora, y con eso, sabiendo que hacemos algo por los demás, disfrutar más de estas fiestas “con fundamento”.

En esta entrada solo voy a hablar de cuatro casos, aunque estoy seguro que todos y cada uno de nosotros sabemos de muchos más:

Recuerdo un anuncio que vi hace años: “Hoy morirán miles niños de hambre. Feliz cena de Nochebuena”.

Otro más: En lo que llevamos de año sesenta y cuatro mujeres han muerto por violencia machista (y aun no ha acabado el año), y ese número es solo la punta del iceberg de lo que están soportando muchas mujeres en pleno siglo XXI y no solo en navidad, porque el número que sale a la palestra es el de los muertos y no hay un dato fiable de las personas que viven cada día ese infierno.

El tercero: Se estima que al menos un 2% de los niños sufre actualmente acoso escolar o “bullying” (esta cifra puede variar en función de lo que consideremos acoso escolar). Para esos niños las navidades serán un alivio, pero la expectativa de que en Enero continúe el acoso supongo que no ayudará mucho.

Por último (aunque ya digo que hay cientos de casos): En costa de Marfil al menos (depende de estimaciones) cien mil niños trabajan esclavizados para la recolección del cacao.

Ya digo, la lista sería interminable y no tendría bastante con tropecientas entradas, pero con estos cuatro ejemplos vale para hacerse una idea de por donde voy.

Hace años vi una película (creo que era “El hombre bicentenario” o “k-pax”) en la que una niña se empeñaba en devolver al mar estrellas del mar varadas en la orilla. Alguien le dijo que no podría devolverlas todas al mar, no podría salvar a todas y que, por lo tanto, no podría marcar una diferencia. Ella respondió que sí marcaría una diferencia con cada estrella que salvase aunque hubiera otras que se murieran (no es un diálogo exacto porque no lo recuerdo pero la esencia está ahí).

El tema es que no tenemos el poder absoluto de uno en uno para cambiar estas cosas, pero con nuestro pequeño granito de arena sí que tenemos posibilidades de ayudar a que las cosas cambien aunque solo sea un poco. Aquella persona que ayudes, incluso aunque solo sea una, marcará la diferencia, del mismo modo que la niña cuando salvaba una sola estrella:

Respecto a lo primero, ya lo comenté el año pasado. Si no tienes una idea clara de qué regalar puedes echarle un ojo a esto. Cierto es que los fabricantes de corbatas también tienen que comer, pero apuesto a que no pasan tantas necesidades, hambre y enfermedades que se pueden curar fácilmente como los destinatarios de los regalos azules. A mi me parece un regalo original, bonito y que te hará al receptor del regalo azul (tanto al material como al virtual) sentirse mejor de lo que se sienten ahora. En este vídeo reparten lápices y libretas, pero los regalos azules van mucho más allá.



Otra forma de ayudar puede ser donar (aunque solo sea un euro, mejor un euro que nada) a cualquier ONG que trabaje con necesitados. Hay un montón, y no voy a listar ninguna porque no sería justo para las no listadas. Cada uno puede elegir la suya, y todas aceptan donativos independientemente del importe (ya digo, un solo euro puede marcar una diferencia, pequeña, pero diferencia).

Respecto al tema de la violencia machista y el "bullying", algo que se puede hacer dentro de nuestro “poder local”, es el aislamiento social de ese tipo de actitudes. No digo que vayan a evitar las malas prácticas (por llamarlas de alguna manera suave) en todas las situaciones, pero muchos maltratadores, sean del tipo que sean, suelen necesitar aceptación social o en el menor de los casos consentimiento aunque sea tácito.

Todos los maltratadores tienen amigos, familia, conocidos, vecinos... y en muchas ocasiones esas personas miran para otro lado cuando no aprueban sus acciones. En el caso del "bullying" ocurre algo similar pero a más pequeña escala. Muchas veces los padres disculpan (cuando no animan activa o pasivamente) tales comportamientos.

Pues bien, en mayor o menor medida se pueden aislar socialmente esas actuaciones.

Tengo un ejemplo muy claro, que he vivido de cerca, el caso del “señor” ese que conocéis casi todos. Cuando se dedicaba a descalificar a este que escribe o a personas de este grupo (y también en grupo, valga la redundancia), tenía un grupillo de “palmeros” que le reían las "gracias" y con eso él se sentía legitimado para seguir descalificando. Hoy está más solo, no le ríen las “gracias” (al menos tanto), está más aislado socialmente y esas “gracias” son menos numerosas. Antiguamente solía colgar una leyenda en su grupo “¿como estará el gancho?”, a partir de ella se producían varias respuestas aprobando o jaleando y a partir de ahí se continuaba en los insultos. Hace mucho que no lo hace, porque últimamente cuando lo cuelga no le contesta nadie o como mucho una sola persona. No va más allá el tema porque no se le da soporte, no se siente respaldado, se queda solo y no practica (al menos con la misma frecuencia) ese tipo de conducta.

Extrapolando el caso del “señor” al tema maltrato, no permitamos ni un atisbo de ese tipo de comportamiento dentro de nuestros conocidos (próximos o lejanos), porque eso sí está en nuestra mano. Ya no digo de forma activa (que sería lo ideal), pero no demos soporte moral (ni aun tácitamente) a ningún tipo de procederes con ese patrón. Si el maltratador se siente aislado socialmente en lo que concierne a su maltrato, muchas veces servirá para que lo practique menos o incluso que no lo practique. Si se denuncian los casos sería aun mejor. Y respecto al acoso escolar, si sabemos aunque sea de lejos que nuestro hijo o el hijo de un conocido practica "bullying" no debemos dar soporte moral o mirar para otro lado. No tenemos que esperar a que un niño intente (y en el peor de los casos consiga) suicidarse o a que una mujer sea asesinada para darnos cuenta de lo que hay que hacer. Que no pase como en cierto anuncio contra el maltrato que vi en un cine, donde unos cuantos jóvenes se hartaron a reirse a la vista de ese anuncio. Está en nuestra mano. No hay disculpas.

Respecto al tema del cacao (y otros similares que hay a toneladas, por ejemplo el desecho de productos electrónicos) podemos informarnos de como consiguen el cacao las empresas que fabrican el chocolate, y comprar (lo que significa a la postre dar soporte) a aquellas que lo hagan bien y aislar (no comprar) aquellas marcas que lo hagan mal, en este caso utilizar niños esclavos para la recolección. De eso también hay un ejemplo que funcionó: Cuando se detectó el agujero en la capa de ozono todos los aerosoles usaban CFC's (que es uno de los principales elementos que dañan esa capa). Aparecieron marcas de aerosoles con otros gases no dañinos para el ozono. Mucha gente empezó a elegir esas marcas, esas que no dañan la cubierta de ozono y no les quedó al resto de marcas más remedio que actuar de la misma manera o se arriesgaban a una caída de ventas brutal y a desaparecer. Uno solo no puede pero si todos empujamos el carro seguro que se mueve. Cuando hay dudas se puede recurrir a la recogida de firmas como ocurre AQUI.

Como resumen, valoremos todo de lo que disponemos (moral y material), la suerte que tenemos y no tienen otros, y pongamos un pequeño granito para que esos que no disfrutan la misma fortuna (sea en el aspecto que sea) la puedan disfrutar, incluso aunque sea en una medida muy pequeña. Felices fiestas.

miércoles, 21 de diciembre de 2011

Felices fiestas

Y a aquellos que por la razón que sea las navidades no les sean muy gratas, que las pasen lo mejor que puedan.

martes, 20 de diciembre de 2011

De chimpancés, plátanos, y paradigmas circulares

En una ocasión se realizó un experimento que consistió en colocar a unos chimpancés en una jaula con una escalera en el centro. En lo alto de la misma se puso un racimo de plátanos. Como es de esperar, uno de los monos se acercó a la escalera y comenzó a subir por ella. En ese momento el investigador roció a todos con agua helada, (al que intentó coger los plátanos también), de tal manera que éste último acabó desistiendo. El proceso se repitió hasta que el investigador constató que ningún mono intentó acercarse a la escalera. Leer más...

Entonces se sustituyó a uno de los simios por uno que no había estado en la jaula, y en cuanto entró, al ver los plátanos, intentó subirse a la escalera para llegar a poder cogerlos. El resto de los monos se lo impidieron de forma no precisamente amable. Después el experimentador sustituyó a un segundo mono, que al entrar a la jaula intentó también llegar a los plátanos. Y el mono anterior, ese que nunca había sido rociado con agua, se dedicó a “convencerle” por las malas (junto con todos los demás) para que no subiera a por los plátanos.

El investigador fue cambiando los monos uno a uno hasta que no quedó ninguno de los monos que comenzaron el experimento. Sin embargo todos los simios que entraban en la jaula e intentaban acercarse a la escalera eran agredido por los demás. ¿Por qué lo hacían si nunca habían sido rociados con agua?

¿Cual es la moraleja de esta historia? ¿los monos presentan un comportamiento humano o casi humano? ¿o quizás que los humanos nos comportamos a veces como monos? ¿o que los animales son inteligentes? ¿que el individuo sigue a la masa? ¿Va Vicente donde va la gente? ¿O dime con quien andas y te diré quien eres?

Pues no, la moraleja de esta historia es que nos creemos todo lo que nos cuentan. Somos crédulos por naturaleza y cuando hablamos de la red mucho más.

¿Por qué digo esto? Lo digo porque el experimento probablemente nunca se realizó: Es una historia inventada, no se conoce al autor, ni referencias, ni nadie afirma haberlo replicado, pero son cientos y cientos las páginas en que lo describen y lo cuentan como cierto, comentarios en los foros, presentaciones e incluso vídeos de Youtube. Todo el mundo da la noticia por cierta. Incluso se cita a Einstein en la moraleja.

Al final, de esta historia tan falsa como una moneda de dos caras se pueden sacar cuatro conclusiones:

1. La gente se cree lo que le pongan delante si ve que el colectivo al que pertenece lo da por cierto. Consejo: No te creas todas las parábolas, moralejas o paradigmas que circulan por ahí, incluso aunque parezca que son verdad. Sin referencias solo son historias (como cualquier cuento de ficción) y por lo tanto las conclusiones que puedes obtener de ellas son erróneas

2. Como consecuencia va a ser cierto que una mentira repetida cien veces se convierte en verdad.

3. Sin embargo, el hecho de que todo el mundo asuma que el experimento del mono es cierto de alguna forma lo demuestra como tal. El individuo perteneciente a un colectivo que se cree la historia y la toma como cierta, del mismo modo que los monos dan por cierto que nadie debe subirse a la silla. ¿Razones? Ninguna. Sin embargo estoy seguro de que si no llego a avisar de que no es cierta, la historia se hubiera compartido y repetido como veraz.

4. Internet es muy peligroso. Se suele creer todo lo que está escrito, sin darse cuenta de que son personas las que lo escriben, y si esas personas mienten (consciente o inconscientemente) lo escrito también será falso. Hay que contrastar las fuentes. Hay que ser exigentes con esto, y cuando nos movemos en ámbitos científicos con más razón.

P.D.: Yo había oído una historia similar hace años. En un monasterio el monje más sabio y viejo tenía un gato, y para rezar lo solía atar a una anilla en la entrada del lugar donde oraba. Con los años el monje murió, pero los que le solían acompañar pensaron que existía alguna razón mística para que el viejo monje atase allí al gato, así que continuaron su costumbre. Con los años el gato se fue a acompañar a su primer amo, y los monjes se agenciaron rápidamente un gato para poder orar. Muchos años después en aquel monasterio nadie podía rezar si no había un gato atado en la entrada, incluso cuando ya no quedaba ningún discípulo del primer monje.

P.D.2: Por cierto, como he comentado y puedes ver arriba a la derecha, he presentado este blog al concurso de la blogoteca. Si te gusta lo que ves, lo que lees y lo que implica felizmente puedes votarme (a ser posible con cinco estrellas) o incluso si te apetece puedes dejar un comentario. El enlace para votar o dejar un comentario es ESTE (para votar no hace falta registrarse, para comentar sí).

Esta historia también fue dada por cierta.

lunes, 19 de diciembre de 2011

¿El derecho a la queja o la cultura del silencio?

Hace unos días enlacé en la página de felizmente en Facebook un artículo que se titulaba “la cultura de la queja”. Como suele suceder a veces, lo malo de dejar los enlaces tal cual es la interpretación que le puede dar cada uno. Se supone que vamos a ser psicólogos, se supone que tenemos (unos más que otros) cierta base para interpretar los mensajes, y más si están escritos tan clarito como el texto a que me refiero. Por esa razón suelo adjuntar los enlaces a veces sin más, o como mucho con una pequeña reseña porque se supone que no hace falta ninguna explicación adicional ya que van a dirigidos a personas presuntamente "preparadas". Leer más...Pues va a ser que no, que hay casos de personas a las que se supone cierta capacidad para entender textos cuya temática va sobre el bienestar mental ajeno cuya interpretación no creo que esté a la altura. Pobres pacientes futuros.

Empezaré por el principio: Suelo recibir correos a diario, unos cuantos, la mayoría adjuntan cosas positivas, opiniones, aportes o enlaces. Dentro de estos últimos a veces hay enlaces muy buenos, otros no tanto, y unos pocos que mejor no pararse a leerlos, como me ocurrió ayer por la noche. No suelo hacer mucho caso a los enlaces que no aportan nada porque hay mucha "morralla" por internet, pero en esta ocasión hago una excepción porque me he dado por aludido: El enlace que se me ha enviado es de un “blog” (las comillas son intencionadas) en el que excepto propaganda, autobombo (absurdo e infundado), vídeos del programa “redes” y alguna que otra réplica mal escrita hacia artículos de felizmente no vas a poder encontrar otra cosa.

De todo lo que aparece en el texto del enlace que me enviaron, de esa interpretación errónea de "la cultura de la queja" (y que no voy a enlazar, porque sospecho que es una de las intenciones del señor, conseguir propaganda), voy a destacar una cita en la que creo que se alude a las entradas que he escrito anteriormente: (no he modificado nada, lo he dejado tal cual... ¿tan complicado es cambiar algún "sólo" por un sinónimo?):

"...La cultura de la queja sólo sirve para frustrar al prójimo cuando no es constructiva, y conozco ciertos ejemplos en los que sólo es destructiva. El odio de las palabras que emanan ciertos comentarios sólo conlleva a una situación que pone patente la ineficacia personal de amoldase a los cambios y la didáctica del aprendizaje en la UNED..."

Esto ocurre porque la palabra "queja" puede significar lamento, pero también puede significar reclamación o crítica, no es tan complicado de entender. El artículo original (lo vuelvo a enlazar otra vez más para que no haya lugar a dudas), la cultura de la queja, se refiere a aquellos que se lamentan cuando en su mano está aportar algún grado de solución a su problema, es decir, la queja no es productiva cuando está en tu mano arreglar las cosas. En esas situaciones los lloros solo sirven para perder recursos y malgastar fuerzas. Ahora bien, cuando no puedes hacer nada por solucionar el problema, cuando esa solución es competencia de otros estamentos a los que la queja puede hipotéticamente activar, la queja no es solo un derecho, debería ser una obligación y en realidad es una crítica o reclamación, no un lamento.

Cuando el problema es que los Equipos Docentes se dedican a escribir libros llenos de erratas, por poner un ejemplo, la única herramienta que existe para que cambie eso es que nos quejemos, y no una, sino mil veces. El que no te quejes y "sufras en silencio" solo servirá para que se continúen escribiendo libros con erratas. No se puede establecer una crítica constructiva más allá que sugerir a los E.D.'s que hagan su trabajo y poco más. Cualquier otra cosa es querer poner espaladrapo en la boca de las personas al estilo de lo que aparece en la foto para que "estén calladitos" y las cosas sigan yendo de mal en peor. Esa interpretación de "todos callados y si hablas o reclamas es que tienes odio" aparte de errónea y simplista es infantil y absurda, digna de algunos "psicólogos" (en este caso futuros) que tanto mal hacen a la profesión.

Cuando un Equipo Docente hace las cosas mal (y eso lo hemos visto demasiadas veces ya) el mirar para otro lado no soluciona el problema ni evita que se vuelva a producir.

Respecto del supuesto (y errado) análisis psicológico, dado el nivel del ponente me voy a tomar la libertad de darle el valor que se merece... ninguno.

Pero hay más... y vuelvo a citar (también lo he dejado tal cual aparece publicado...¿tan complicado es dar un repaso a los textos antes de pulsar ENTER?):

"...En ciertas personas está bastante extendida la metodología de la crítica que no sirve para nada, criticar por criticar, como si en sus palabras ya etuviera la solución cuando ni si quiera la planteam, por no hablar de que su voz es una entre miles, sin ningún tipo de legitimidad representativa..."

A esto tengo que replicar varias cosas: Como ya he explicado la crítica sirve, es una herramienta potente. Muchas veces es lo que mueve las cosas. No me corresponde a mi como alumno el establecer los medios para que un ED haga bien su trabajo. Eso le corresponde solucionarlo a otros estamentos y a nosotros nos corresponde denunciarlo.

Por otro lado cada uno de nosotros tenemos TODA LA LEGITIMIDAD para quejarnos, para que se oiga nuestra voz, para proponer medidas o lo que se tercie. No solo es nuestro derecho, es nuestra obligación. Y más en lo que a mi me toca como autor de felizmente. Me siento legitimado para hablar por bastante más de una persona, no solo porque ya lo haya hecho (que también), sino porque he recibido con creces el soporte adecuado del que desde luego no tengo por qué dar cuenta a nadie y mucho menos al autor de estas dos últimas citas. Pero solo el hecho de que felizmente sea el blog de referencia desde hace casi dos años para alumnos de la uned con mucha diferencia (con permiso del blog de Isidro que puede ser considerada una referencia igual o incluso mayor que felizmente) me proporciona esa legitimidad, esa que "el señor" no tiene y pretende conseguir mediante la provocación.

Existe el derecho a expresarse, a decir lo que se piensa, a emitir críticas, a reclamar, A QUEJARSE (cuando queja no sea equivalente a lloro o lamento) y a proponer soluciones, y no tienen necesariamente que ir juntas, cada uno elige la suya.

No se si he hecho bien contestando a este personaje, al final y en resumen dándole a ese individuo la relevancia que busca y que no es capaz de obtener de otra manera, pero insisto, por si alguien piensa que "es mejor estar callado", nada más lejos de la realidad.

domingo, 18 de diciembre de 2011

Estudiando en la Uned

Estaba preparando una entrada para explicar lo que es el PIR (esa la dejaré para un poco más adelante). Buceando por la red encontré bastante gente que habla de la Uned (sin conocerla) y lo que es peor, de la calidad de los títulos de esta universidad sin saber lo que cuesta aprobarlos. Suelen destacar los títulos de aquella en la que estudian sin conocer otras, y descalificar los de la Uned porque es a distancia. Tampoco saben lo complicado que puede llegar a ser un examen tipo test, que lo es. Eso lo lo puedo afirmar después de un montón de años haciendo exámenes de desarrollo, incluso en un caso con tanta materia que no cabía en 9 Archivadores “A-Z” y a duras penas se podían llevar en una maleta de treinta kilogramos. Leer más...

También es verdad que hay otros que hacen lo contrario, que hablan de la Uned como si fuera lo más de lo más, como si hubiera que tragar con todo lo malo que tiene (que lo tiene, sin duda) y ocultarlo… “no hay nada que ver… circulen”. Afortunadamente son cuatro, (siendo generoso) y su impacto “mediático” es prácticamente nulo.

Como no suelo tener pelos en la lengua, creo que a cualquier asunto se le hace justicia contando sus virtudes, y corrigiendo (que no acallando) sus defectos, es decir, no ocultando nada, ni lo bueno, ni lo malo. Y en eso estamos.

Como de lo malo he hablado en pasadas entradas (seguro que habrá más) hoy toca hablar de las cosas positivas.

A todos los que estudiáis en la Uned no tengo que contaros nada que no sepáis, y aquellos que hemos estudiado en otras universidades y otras materias (como es mi caso) podemos establecer una comparación seria, y saber si de la Uned se sale preparado o si “regalan” (como incluso he leído por ahí) los títulos. No se trata de decir lo que a mi me gusta (porque los gustos son subjetivos y además quien habla en esos términos puede ocultar peloteo), sino en intentar dar a conocer hechos o datos objetivos que no se basen en “porque yo lo siento”.

Ahí va:

1. Los títulos obtenidos en la Uned implican mucho más temario (en la Uned no se recorta nada). Por ello los conocimientos generales sobre las materias son mayores en licenciados (y próximamente en graduados) por la Uned que en otras Universidades.

2. El compromiso de trabajo en muchos casos es infinitamente mayor en la Uned. No solo no te van a regalar nada, sino que (salvo honrosas excepciones) tampoco te van a facilitar nada. Aprendes a “responderte” tu mismo (dependiendo de los ED’s de las distintas asignaturas) con lo que eso implica.

3. Puedes aprender explicando a los demás. Es lo que tienen las plataformas informáticas, que algunos estudiantes exponen sus dudas y otros las resuelven. Estos roles se intercambian de forma dinámica, y hoy puedes necesitar que te ayuden y mañana ayudar tú. Consigues enriquecerte como persona y a nivel académico. También es verdad que existen los “aprovechados”, que sí pueden obtener cierta ventaja y aprovecharse del sistema a distancia, pero hay algo cierto, ningún sistema es perfecto.

4. Siguiendo con lo mismo, también lleva aparejada la ventaja de tener una inmensa mayoría de compañeros geniales. Garbanzos negros los hay, como en todas partes, pero con no meterlos en el cocido, asunto arreglado. La gente (en general, y excepciones aparte) es mucho más abierta, generosa y trabajadora que lo que yo he conocido en la universidad presencial. Paradójicamente en la Uned, a pesar de ser a distancia, se establece una relación más estrecha con los compañeros que en otros lugares donde estás con ellos seis horas al día. No es que en una universidad presencial no haya grupos de estudiantes y personas con las que encajes. Simplemente en la Uned son más numerosos.

5. Muchos de los que estudiamos en la Uned no nos dedicamos a la Uned a tiempo completo, incluso en muchos casos (entre los que me incluyo), en un orden de prelación la Uned no está ni en segundo lugar ni en tercero respecto a otras responsabilidades o quehaceres. Eso hace que aprendas a rentabilizar el tiempo, y tengas que aprender a planificarte. A la postre eso no va incluido en el título, pero es algo que en algunos ambientes puede ser muy valorado y que también te va a servir en tu vida extra-académica.

6. Puedes distribuirte el tiempo como mejor se adapte a tu forma de estudiar. Hay quien prepara las asignaturas día a día, otros un mes antes y algunos con bastante menos tiempo. Hay quien asiste a tutorías y hay quien no pisa en Centro Asociado más que para hacer exámenes. No hay que seguir (aunque se recomiende) un calendario concreto.

Han sido seis puntos. No recuerdo ahora mismo ninguno más. Seguro que me he dejado alguno en el tintero. Si se te ocurre algo, como siempre lo puedes comentar en el grupo de facebook.

Un último apunte: Es triste que esas características positivas se vean en ocasiones eclipsadas por otras negativas, fácilmente subsanables en muchos casos y que requerirían poco esfuerzo, (salvo en el caso de los garbanzos negros), temas que he descrito en entradas anteriores, por poner tres ejemplos (aunque hay más) podía citar ESTA, ESTA o ESTA (que continua siendo una de las entradas más leidas del blog, puedes ver las entradas más leídas a la derecha hacia abajo). Está claro que todo lo bueno ha de tener su contrapunto.

Por cierto, como he comentado y puedes ver arriba a la derecha, he presentado este blog al concurso de la blogoteca. Si te gusta lo que ves, lo que lees y lo que implica felizmente puedes votarme (a ser posible con cinco estrellas) o incluso si te apetece puedes dejar un comentario. El enlace para votar o dejar un comentario es ESTE.

sábado, 17 de diciembre de 2011

¿Master?¿Qué Master?

Hablaba en la entrada anterior de los requisitos que tendremos que cumplir para poder abrir una consulta privada donde poder evaluar, diagnosticar y/o tratar, requisitos que son compartidos para poder acceder al examen PIR (es decir, aquel examen para acceder a ser Psicólogo Interno Residente y trabajar en la sanidad pública). Hablaba también hace unos meses AQUÍ sobre los cursos no reglados que se ofrecen como rosquillas.
Leer más...
En un comentario en el foro general de los foros felizmente una compañera hizo un comentario sobre la intención que tenía de cursar el master en "Psicopatología y salud", y ahora lógicamente el master que planea realizar es aquel en "Psicología sanitaria".

Hay algo que tener en cuenta en todo este tema y sobre lo que hay tener cuidado:

Como decía hace meses (no voy a repetir las razones porque están en esta entrada), de todos los cursos y masters que se ofrecen por doquier muchos no aportan nada (más que esquilmar tus recursos económicos) porque lo que te van "a enseñar" no va a añadir ningún conocimiento adicional a lo que aprendas en el grado.

De los restantes solo unos pocos de ellos tienen valor académico (a créditos me refiero), y por último, de esos, para el caso del acceso al PIR o a abrir una consulta donde evaluar, diagnosticar o tratar (lo repito mucho, pero es algo básico), solo puede quedar uno.

Aquel que se oferte en el futuro, que tendrá que cumplir la ley 33/2011, (y del que aun no se ha hecho público ni el precio ni el número de créditos, aunque junto con las asignaturas de salud del grado debe sumar 180 créditos) deberá denominarse "Máster en Psicología General Sanitaria" y deberá estar homologado conforme a esa ley 33/2011. Presumo que aun pasarán al menos este curso y el siguiente (quizás más) para que podamos acceder a esa formación de posgrado (entre otras cosas porque aun no hay ningún matriculado en cuarto de grado, y el itinerario que marca la ley de 33/2011 basado en psicología de la salud aun no está definido).

Y será mejor estar atentos al montón de masters que aparecerán con nombres similares o no adaptados a los requisitos de esa norma legal. Esos masters no servirán para poder acceder al PIR o a la actividad profesional como clínico. Solo el Master que se establezca homologado será el que sirva. Antes de pagar y matricularte infórmate bien, no vayas a ser que no te sirva para nada.

miércoles, 14 de diciembre de 2011

Si tu objetivo es trabajar en una consulta

Cuando decidí estudiar este grado no tenía claro (aun hoy no lo tengo) si iba a ejercer la psicología de manera profesional cuando terminase la carrera. Hace poco más de un año descubrí que aunque quisiera abrir una consulta, tal y como estaba la legislación no podría incluso queriendo. Si queréis consultar los antecedentes de este tema podéis ver lo que escribía por aquel entonces viendo ESTE ENLACE, incluida la iniciativa de recogida de firmas que en su momento fueron remitidas a la ministra del ramo. Leer más...

Resumiendo todo eso, la legislación española impedía abrir una consulta de psicología para evaluar, diagnosticar o tratar. Recuerdo que había quien decía que eso no importaba. Claro, no importa si vas a vender caramelos, pero si eres psicólogo y no te dejan evaluar, diagnosticar ni tratar no veo para que te puede servir abrir una clínica. Como comentaba por aquel entonces no tenía sentido abrir una oficina de “asesoramiento psicológico Pepe” si no se puede hacer un diagnóstico, una evaluación o proponer un tratamiento. La realidad era que todos aquellos que abrieran su consulta de “Asesoramientos psicológicos Pepe” sin ser psicólogos clínicos se arriesgaban a demandas, problemas o incluso a ser acusados de intrusismo profesional. Y no solo aquellos que quisieran abrir una consulta: Aquellos que habían trabajado hasta entonces de forma plenamente satisfactoria por cuenta ajena en el ámbito sanitario se encontraron con que ya no lo podrían hacer.

El tiempo ha pasado. Se han ido produciendo movimientos. Aquellos que decían que no importaba el no poder evaluar, diagnosticar o tratar en tu consulta ahora se felicitan de poder hacerlo (viva la coherencia). En cualquier caso y poco a poco se ha ido viendo la salida al final del túnel, no la mejor salida de las posibles, pero al menos una salida que puede hacer que el objetivo del estudio de este grado sirva para algo (en muchos casos) y tenga un fin más o menos satisfactorio.

Me refiero a lo que ha finalizado con la aprobación el pasado Septiembre de 2011 por el pleno del congreso, la enmienda a la ley general de salud pública. Tal y como está redactada la ley (copio y pego la disposición adicional séptima aprobada al final de esta entrada), para poder evaluar, diagnosticar o tratar se deberá aprobar el grado de psicología y el master en psicología general sanitaria, siendo requisito necesario para poder acceder a ese master el haber cursado y aprobado el grado de psicología. Las universidades, en sus planes de estudios tendrán que crear un itinerario vinculado a la psicología de la salud.

Según especifica la disposición adicional, las universidades dispondrán de cinco años para adaptar los grados a las nuevas circunstancias, es decir, que los que estamos estudiando ahora Grado de Psicología es posible que tengamos que incluir alguna asignatura adicional. ¿Cómo va a ser la adaptación? Ese es uno de los enigmas que se clarificarán con el tiempo.

Otra duda es la relativa a la duración y precio del master. En esa disposición adicional se habla de 180 créditos, si bien no solo con el master, sino en total, sumados los créditos de este a los créditos correspondientes al itinerario de la salud de los estudios de grado (como indicación, un curso de grado son 60 créditos), lo que hace suponer (tampoco es seguro, depende de cuantos créditos vinculados al itinerario de salud se cursen en el grado) que el master podrían ser dos años (120 créditos). Y tampoco está claro si todas las universidades van a impartirlo, aunque lo lógico es que la Uned sea una de ellas.

Apuntar que el master no es solo necesario para ejercer en el ámbito privado, sino que parece ser que será también condición necesaria para poder acceder al PIR (Psicólogo Interno Residente), y el aprobado en este último exámen seguirá siendo requisito necesario para poder trabajar en el ámbito sanitario público.

Y por último resaltar que el plazo de un año que, con carácter transitorio habilitaba a los psicólogos que estuvieran ejerciendo o dispusieran del título y un número de horas reconocidas (ver disposición adicional sexta de la ley de economia social) se amplia a tres años desde la entrada en vigor de esta enmienda a la ley de general de salud (es decir, que los psicólogos que estaban en un limbo jurídico y solucionaron provisionalmente y durante un año ese estado de indefensión ven ampliado en tres años más el plazo transitorio en el que podrán ejercer previo a la implantación de lo descrito en la nueva ley).

Total, que creo que a pesar de todo no es el peor de los escenarios y podemos felicitarnos por lo conseguido. Veremos como se desarrollan los acontecimientos, pero ahora estamos más cerca de poder ejercer que hace unos meses.

Ley 33/2011, de 4 de octubre, General de Salud Pública. Disposición adicional séptima. Regulación de la Psicología en el ámbito sanitario.
1. Tendrá la consideración de profesión sanitaria titulada y regulada con la denominación de Psicólogo General Sanitario de nivel licenciado/graduado, en los términos previstos en el artículo 2 de la Ley 44/2003, de 21 de noviembre, de Ordenación de las Profesiones Sanitarias, los licenciados/graduados en Psicología cuando desarrollen su actividad profesional por cuenta propia o ajena en el sector sanitario, siempre que, además del mencionado título universitario ostenten el título oficial de Máster en Psicología General Sanitaria, cuyos planes de estudio se ajustarán, cualquiera que sea la universidad que los imparta, a las condiciones generales que establezca el Gobierno al amparo de lo previsto en el artículo 15.4 del Real Decreto 1393/2007, de 29 de octubre, por el que se establece la ordenación de las enseñanzas universitarias oficiales.
De conformidad con lo previsto en el artículo 6.4 de la Ley 44/2003, de 21 de noviembre, corresponde al Psicólogo General Sanitario, la realización de investigaciones, evaluaciones e intervenciones psicológicas sobre aquellos aspectos del comportamiento y la actividad de las personas que influyen en la promoción y mejora del estado general de su salud, siempre que dichas actividades no requieran una atención especializada por parte de otros profesionales sanitarios.
2. De conformidad con lo establecido en el artículo 15.4 del Real Decreto 1393/2007, de 29 de octubre, el Gobierno, en el plazo de seis meses, establecerá las condiciones generales a las que se ajustarán los planes de estudios para la obtención del título oficial de Máster en Psicología General Sanitaria, habilitando al Ministerio de Educación para concretar, con sujeción a lo previsto en dicho Real Decreto, los requisitos del citado Máster y la planificación de sus enseñanzas en el ámbito de todo el Estado, con sujeción a los siguientes criterios:
a) Los planes de estudios correspondientes al título oficial de Máster en Psicología General Sanitaria garantizarán la adquisición de las competencias necesarias para desempeñar las actividades de la profesión sanitaria de Psicólogo General Sanitario que se especifican en el apartado 1. A tal efecto, el título habilitante para la profesión de Psicólogo General Sanitario deberá acreditar la superación de, al menos, 180 créditos ECTS de contenido específicamente sanitario en el conjunto de enseñanzas de Grado y Máster, de acuerdo con la concreción que reglamentariamente se determine.
b) Las universidades que impartan los estudios de Máster en Psicología General Sanitaria regularán el procedimiento que permita reconocer a los licenciados/graduados en Psicología que hayan concluido dichos estudios con anterioridad a la entrada en vigor de esta Ley, los créditos europeos de dicho Máster que en cada caso correspondan, tras evaluar el grado de equivalencia acreditado a través de la experiencia profesional y formación adquiridos por el interesado en Psicología de la Salud.
3. De conformidad con lo establecido en el artículo 12.9 del Real Decreto 1393/2007, de 29 de octubre, el Gobierno, en el plazo de un año, regulará las condiciones generales a las que se ajustarán los planes de estudios del título de Grado en Psicología, correspondiendo al Ministerio de Educación regular, en el citado plazo y con sujeción a lo previsto en dicho Real Decreto, los requisitos del título y planificación de las enseñanzas a las que habrán de ajustarse los planes de estudios de Grado en el ámbito de todo el Estado con sujeción a los siguientes criterios:
a) El título de Grado en Psicología, que no habilitará, por sí mismo, para el ejercicio de la psicología en el sector sanitario, constituirá un requisito necesario para el acceso al Máster de Psicología General Sanitaria.
b) Las universidades que formen a psicólogos que pretendan acceder al Máster de Psicología General Sanitaria diseñarán el título de Grado en Psicología previendo, al menos, un recorrido específico vinculado a la psicología de la salud. Dicha recorrido determinará una mención expresa al mismo en el correspondiente título de Grado en Psicología.
c) Las universidades procederán a adaptar los planes de estudio de Grado en Psicología ya aprobados a las condiciones generales antes citadas, solicitando su verificación en los términos previstos por la legislación vigente. La citada adaptación se llevará a cabo en el plazo de cinco años desde que el Gobierno apruebe las condiciones generales a las que se ajustarán los planes de estudios del título de Grado en Psicología.
4. Los psicólogos que desarrollen su actividad en centros, establecimientos y servicios del Sistema Nacional de Salud o concertados con él, para hacer efectivas las prestaciones sanitarias derivadas de la cartera de servicios comunes del mismo que correspondan a dichos profesionales, deberán estar en posesión del título oficial de Psicólogo Especialista en Psicología Clínica al que se refiere el apartado 3 del anexo I del Real Decreto 183/2008, de 8 de febrero, por el que se determinan y clasifican las especialidades en Ciencias de la Salud y se desarrollan determinados aspectos del sistema de formación sanitaria especializada.
Lo previsto en el párrafo anterior se entenderá sin perjuicio de las competencias de otros especialistas sanitarios y, en su caso, del carácter multiprofesional de los correspondientes equipos de trabajo en el ámbito de la salud mental.
5. Las Administraciones sanitarias de las distintas Comunidades Autónomas, para inscribir en el correspondiente Registro general de centros, servicios y establecimientos sanitarios las unidades asistencias/consultas de psicología, requerirán que el interesado haya obtenido el título de Máster en Psicología Sanitaria o el de Psicólogo especialista en Psicología Clínica.
Sin perjuicio de lo previsto en el párrafo anterior, se mantiene el procedimiento transitorio previsto en el número 2 de la disposición adicional sexta de la Ley 5/2011, de 29 de marzo, de Economía Social, durante un plazo de tres años desde la entrada en vigor de la presente ley.


domingo, 11 de diciembre de 2011

De mal en peor

Ya se que alguien dirá que últimamente solo se publican en felizmente críticas o cosas negativas referidas a la Uned. Es cierto, este curso me están poniendo muy complicado ver algo bueno en todo lo que implica el trabajo de los Equipos Docentes, y no será por ganas: si alguien quiere comprobar lo que decía otros años puede bucear por el blog. En ejercicios anteriores solía intercalar lo bueno con lo malo: El primer año era casi todo cal, el segundo más arena que cal, y este año se ha quedado la arena y la cal se ha ido de vacaciones. Leer más...

No puedo entender como un equipo docente pretende motivar a los alumnos tirando su esfuerzo por el retrete. El que se convoque a la realización de una pec (en este caso en Evaluación psicológica de tercero de grado), haya algunos alumnos que se esfuercen, inviertan horas de preparación, haya otros que decidan no hacer nada y posteriormente aparezca un correo del Equipo Docente explicando que “dado que somos conscientes del “fracaso” que ha supuesto el desarrollo de la PEC de la asignatura, el Equipo Docente ha tomado la determinación de CONSIDERARLA REALIZADA POR TODOS LOS ALUMNOS MATRICULADOS, OTORGANDO SU VALOR MÁXIMO (0.60)” me deja como poco con la boca abierta. ¿De quién ha sido el fracaso y por qué tiene que ser perjudicado un colectivo de estudiantes? ¿Donde está el premio a su esfuerzo? Es decir, da lo mismo perder tiempo que no perderlo, gastar recursos que no gastarlos, trabajar o dedicarse a otras cosas. Buena lección, señores del ED. Otro buen ejemplo de arbitrariedad, azar y jugar con el tiempo y el trabajo ajenos.

¿Pero como pretenden que alguien se esfuerce en hacer algo si al final da lo mismo hacerlo que no?¿Donde ha estudiado este equipo docente?¿Cuanto les pagan? Empiezo a pensar que en la mayoría de los casos les pagan mucho (y como consecuencia a nosotros nos cobran mucho de matrícula también). ¿Es tan complicado comprobar que todo funciona antes de hacer que la gente pierda su tiempo en algo fútil? ¿Nadie sabe establecer un sistema que premie a aquellos que se esfuerzan? Las respuestas a estas preguntas son sencillas, de fácil solución, pero aquellos que deben solucionarlas viven muy a gusto así y mientras siga de este modo iremos de mal en peor.

Ya se, alguien me dirá que el trabajo de los ED’s no es motivar a los alumnos. Cierto, el trabajo de TODOS los equipos docentes de la UNED, entre otras cosas debería ser la seriedad, ser ecuánimes, explicar como es debido, no ser prepotentes con los alumnos que les pagan su sueldo, establecer una verdadera evaluación continua, hacer que la plataforma funcione (y no me refiero a la informática ni al software), formular exámenes sin fallos (es de pandereta que no nos podamos equivocar los alumnos en una hora pero los equipos docentes teniendo todo el tiempo sin límite no sean capaces de formular 30 preguntas sin errores), no cambiar las condiciones una vez empezado el curso, y formular una Pec que se pueda hacer, que se evalúe, se pruebe y funcione. ¿Es tanto pedir teniendo en cuenta lo que recaudan al año? (Obviamente es una pregunta retórica).

Es el problema de la falta de oferta. Señores, ajo, agua y resina, que mientras no haya una supervisión REAL de los miembros de los equipos docentes, y tengan que responder por sus chapuzas seguiremos igual y empeorando. (Y antes de que alguien diga que es porque yo hice la Pec, que sepa que no me he matriculado de esa asignatura este año).

Gráfica hacia abajo y seguimos…

viernes, 9 de diciembre de 2011

Desnudos con copyright

Además de la "ligereza de teclado" que en mi opinión practican algunos (por suerte no muchos) miembros de los ED’s de la Uned, demuestran una osadía a la par que falta de saber que da miedo, no porque todo el mundo tenga que saber de todo, sino porque para estar en una plataforma que leen cientos y cientos de personas hay que pensar un poco lo que se dice, como se dice, si es cierto eso que se dice, y si no se sabe de un tema es mejor hacer lo que decían en mi pueblo (“estár más guapo callado”), y todo lo descrito con mucha más razón si el rol del que escribe es el de maestro o profesor. De la empatía (o más bien de la falta de ella) hablo más adelante. Leer más...

Pongámonos en antecedentes: Para aquellos que no lo sepan (en especial para aquellos que no estudian en la Uned) el estudiar en esta universidad tiene ciertas ventajas (como he comentado en múltiples entradas), pero también inconvenientes. Uno de ellos es que no solo hay que pagar la matrícula como en cualquier universidad pública, sino que además hay que pasar por caja para adquirir los libros. Y si no tienes los libros (o derivados) es difícil que puedas aprobar la asignatura. En otras universidades (al menos donde yo he estudiado) los profesores suelen dar apuntes, colgarlos, o antiguamente cuando no existía el invento de internet se solían dejar en la copistería y cada cual pagaba sus fotocopias. El profesor cobraba su sueldo de la universidad y no había añadidos del estilo “o compras mi libro o no apruebas”.

En el tema al que me refiero en esta entrada, Psicología del Desarrollo de segundo curso de grado, hablamos de que la primera matrícula de esta asignatura asciende a 125,73 euros, mientras que el “peaje” a pagar por el texto “obligatorio” asciende (texto más lecturas) a la cantidad de 44,51 euros, un 35% del precio de la matrícula. Esta cantidad crece muchísimo en otras asignaturas como Psicología de la Memoria donde el porcentaje que representa el libro/libros supone casi el 80% del precio de matrícula. Sin embargo me refiero en esta entrada a Psicología del Desarrollo por la intervención (a mi juicio muy desafortunada) que tuvo una miembro del ED de esta asignatura en los foros de Alf.

Sintetizando de qué iba el hilo: En el foro de consultas generales una alumna (yo creo que sin mala intención) puso un aviso para que los alumnos no compremos libros fotocopiados debido a su mala calidad. Al final hacía una petición o sugerencia relacionada con el excesivo precio de los libros en la Uned.

A eso, una miembro del ED, coautora de un libro "obligatorio" para esta asignatura respondió que el comprar libros fotocopiados era una práctica ilegal (falso, explico abajo por qué(*)), y de su intervención se puede deducir que considera que su precio de 32 euros (falso también, no son solo 32 euros, sino que con el libro de lecturas asciende a 44 euros) es un precio adecuado de “peaje” además de la matrícula para poder aprobar la asignatura, o bien si no se desea pagar el "peaje" se puede estudiar el libro tomándolo prestado de la biblioteca del CA (falso también, a no ser que se pretenda estudiar todo el libro en el plazo de préstamo de la misma). Por último, y lo más grave a pesar de todas las falsedades anteriores es que se descuelgue haciendo un comentario a mi juicio completamente gratuito, entrometido y más desafortunado que todo lo anterior: “su precio probablemente sea menor que el de cualquiera de las prendas que en este momento lleva puestas y que mañana cambiará por otras”.

Si las falsedades denotan desconocimiento (miedo da que alguien que se supone que nos debe enseñar demuestre un conocimiento tan deficiente de tantas cosas y en un solo post) el tema de hablar de las finanzas personales y privadas de cada uno y en que se gasta el dinero, si vamos vestidos o “desnudos con copyright” además de un entrometimiento intolerable demuestra también poca empatía. Ya se que la Psicología del sentido común está muy denostada por estos lares, pero en el caso de alguien a quien se le presume ser psicólogo o los conocimientos al respecto se le podría pedir un poco de ésta, que no todos los estudiantes cobramos un sueldo de la Uned por contestar (en este caso mal) en los foros, y poquito más, y añadido a esto otro sueldo por escribir un libro que no se vende por ser bueno o malo (como debería ser) sino que es un peaje obligado para poder aprobar la asignatura. Hay personas a las que la matrícula ya les supone un gran sacrificio y adquirir unos textos (demasiadas veces de dudosa calidad) marca la diferencia entre poder o no poder estudiar. No todos disponen de los posibles para poder cambiar de ropa día sí y día no. No todos cobramos dos sueldos.

Creo que algunos confunden lo legal con lo ético. Hay cosas que son legales y no tienen por qué ser éticas, y a veces ocurre lo contrario, hay cosas éticas que por la situación o por el criterio de los legisladores no son legales. En el caso de que unos miembros de un equipo docente de una universidad pública editen un libro sobre un tema de su conocimiento es legal a la par que ético. Lo que no es ético a mi juicio aunque sea legal es que las ventas de esos libros no se sustenten en la calidad de los textos, sino que se haga negocio a costa de la necesidad de disponer de esos textos para poder superar una asignatura de la que ya se ha pagado el precio oficial de matrícula. Eso, señores míos, se puede vestir como se quiera, será legal, pero a mi juicio no es ético.

Por otro lado en felizmente no permito la distribución de ese tipo de materiales. No porque no sea ético ya que a mi juicio y en el caso de libros editados por la Uned o de los que son autores los miembros del Equipo Docente de la asignatura que sea considero que sí lo es: los textos deberían ser facilitados en pdf porque toda la relación profesor/alumno es electrónica, en este curso se ha hecho al menos en una asignatura (Diseños y Análisis de Datos) y por otro lado ya se paga una elevada matrícula por un servicio casi inexistente y en muchos casos de mala calidad, (al post del ED de Psicología del Desarrollo descrito en este hilo me remito) sino porque no es legal. Simpatizo con las webs que facilitan ese material a las personas que no tienen los recursos para adquirir los libros (insisto, me parece ético aunque no realizo esas prácticas por no ser legales).

Si no existieran esas webs se daría el caso de que muchos irían desnudos, eso sí, con copyright.

(*) El comprar libros fotocopiados no es ilegal en España, porque la legislación exige para que se cometa un ilícito que exista ánimo de lucro. Es ilegal vender a cambio de dinero, pero no es ilegal comprar. Para no tener que bucear por la ley de propiedad intelectual es mejor leerse este capítulo del libro "Copia este libro" escrito por el especialista en derechos de autor David Bravo.