Blog para alumnos de Grado de Psicología de la UNED

Con opiniones, guías, consejos y enlaces a otras páginas donde puedes ver apuntes, guías, más opiniones, exámenes, tests y alguna cosa más.

jueves, 31 de marzo de 2011

No descorchemos aun el cava

En el BOE de ayer se publica la confirmación de una noticia, que aunque tiene connotaciones positivas, desde luego no se puede considerar lo positiva que muchos creen o suponen y no implica que el problema de la consideración de la psicología como profesión sanitaria esté resuelto ni mucho menos.

¿Por qué digo esto? Leer más...Leamos este párrafo de la ley de Economía social, (disposición adicional sexta) que es aquello que se ha publicado ayer:“En el plazo de doce meses desde la entrada en vigor de esta Ley, el Gobierno remitirá a las Cortes Generales un proyecto de Ley que regule la actividad de la «Psicología sanitaria» como profesión sanitaria titulada y regulada, definiendo las condiciones de acceso a dicha profesión y las funciones que se le reservan”

Es decir, que esa disposición adicional solo tiene validez para el plazo previsto (doce meses) en el cual se remitirá a las cortes para su aprobación una nueva ley que será la que en verdad defina como queda el panorama.

Todos aquellos anuncios, explicaciones, enlaces y valoraciones que interpretan como solucionado el problema, y que aquellos que estudiamos grado y no vamos a hacer el PIR podremos abrir una consulta privada no son verdad, al menos de momento. Está todo tan seguro como el agua en una cesta (de mimbre).

Solo se ha aprobado algo provisional, que soluciona el problema (de forma también provisional) a los psicólogos que ejercían sin garantías jurídicas (todos los que no fueran PIR y trabajasen en ámbitos clínicos, o aquellos recién licenciados que no sean PIR y quieran trabajar en el ámbito clínico) tras la sentencia del Tribunal Supremo de 2 de Febrero de 2010. Pero de cómo quede el tema dependerá de cómo se elabore el futuro proyecto, si se aprueba y si al final es firme.

El camino no está exento de obstáculos. El primero son las próximas elecciones generales. No hay que olvidar que el PP votó en contra de esta disposición adicional en la primera votación, producida en el Congreso de los Diputados. Si el PP gana las próximas elecciones generales y mantiene ese criterio es probable que las cosas no queden configuradas de forma aceptable para nosotros (primer obstáculo).

Tampoco hay garantías de que la nueva ley se vaya a redactar de la forma que todos queremos (porque de existir esa intención se podría haber hecho ahora). En cualquier caso es mejor que se haga una ley que pueda más o menos intentar contentar a todos (segundo obstáculo).

Que ocurra lo mismo que con la Orden SCO/1741/2006, que era la que establecía que un psicólogo no PIR podría abrir una consulta privada, y que fue derogada (en la parte que nos toca) por una demanda interpuesta por el CONSEJO GENERAL DE COLEGIOS OFICIALES DE MEDICOS (a cuya sentencia me he referido antes). Esa sentencia fue la que hizo que los psicólogos no PIR hayan estado en el limbo jurídico y a esa situación le pone un parche de forma provisional la disposición adicional publicada ayer (tercer obstáculo). Si hubo demanda hace cinco años perfectamente se puede repetir el episodio en esta ocasión si no se redacta la ley de forma correcta.

Y por último que exista voluntad real de solucionar el problema. Hasta ahora no ha existido tal voluntad, y el hecho de aprobar una ley provisional a un año vista y con elecciones generales no me suena precisamente a compromiso firme.
¿Cómo quedamos ahora?: ¿Hará falta master además del grado para ejercer? ¿Hará falta el PIR para ejercer? ¿Hará falta el master para acceder al PIR? Para aquellos que estamos ahora en segundo de grado, y que en el mejor de los casos acabaremos en dos años y un poco no hay absolutamente nada decidido ni definido. Pongamos una vela a san alguien y a ver si de verdad se aprueba antes de un año algo aceptable.