Blog para alumnos de Grado de Psicología de la UNED

Con opiniones, guías, consejos y enlaces a otras páginas donde puedes ver apuntes, guías, más opiniones, exámenes, tests y alguna cosa más.

domingo, 20 de febrero de 2011

Compañeros ejemplares con mucho “buen rollo” o por qué hay derecho de admisión en los grupos de estudio felizmente

Antes de nada, si estás a gusto en felizmente y no toleras (no solo no los realizas, sino que no los toleras) comportamientos como sustraer, amenazar, insultar, difamar u otras cosas éticamente igual de reprobables puedes no seguir leyendo, porque estoy seguro de que puedes no compartir mi postura, pero creo que sin duda la entiendes sin que haga falta mirarte el tocho que continúa aquí.Por cierto, es necesario leer antes la entrada anterior para entender esta.
Leer más...
Después de eso debo recalcar que el campus felizmente, este blog, y el grupo feliz-mente de facebook (no los grupos de estudio) son abiertos para todo el mundo y pretendo que siga siendo así en el futuro. Todo el mundo puede descargarse contenidos del campus, todo el mundo puede leer el blog o acceder al grupo de facebook. Nunca he ofrecido apuntes o cualquier otro material a cambio de que las personas se hicieran de los grupos (ni he regalado batidoras para conseguir que las personas se apunten a felizmente). Las más de mil personas que hasta hoy están asociadas al grupo general lo han hecho sin que nadie les pusiera una “zanahoria”, lo han hecho porque han querido. Y pretendo que todo eso no cambie. Va a seguir siendo así, entre otras cosas, porque la inmensa mayoría de los contenidos son aportados por sus autores para su distribución pública según licencia Creative Commons, y por lo tanto así debe ser.

Sin embargo los grupos de estudio son otra cosa.

Sé que si me hubiera limitado a mantener solo el campus y el grupo general de facebook, no habría tenido absolutamente ningún problema. El problema surge cuando hay que establecer reglas o la convivencia se va al garete. A lo largo de estos meses he excluido a unas pocas personas de esos grupos por mantener conductas que considero son incompatibles con una ética adecuada. Parte de ello lo expresé en esta entrada.

Considero que los grupos de estudio son algo que está muy bien. De hecho este cuatrimestre he sacado un 10 en todas las pec’s que he hecho, en todas, (desarrollo, memoria, psicobiologia, psicopatología y fisiológica, y me consta que alguna persona más del grupo también). Eso dice mucho a favor de los grupos, porque muchas de mis dudas han sido resueltas por los miembros de los mismos (y por ello les doy las gracias), y lo que he aprendido, por ejemplo en psicobiología en el grupo de esa asignatura es muy superior a lo que hubiera aprendido solo. Vuelvo a reiterar mi agradecimiento a sus miembros que directa o indirectamente han resuelto las cosas que no entendía.

Pero esa disposición a ayudar por parte de todos creo que va unida a un ambiente de compañerismo y respeto muy concreto. Si en los grupos hubiera broncas, rencillas, piques o se “sustrajera” el trabajo de compañeros sin su permiso estoy seguro de que los grupos irían a pique en menos que canta un gallo. Hay conductas que no están permitidas, hay unas reglas (que he ido ajustando de forma dinámica en función de la experiencia) que, por ejemplo, no permiten los anuncios de petición de pec’s acabadas. ¿Por qué? Porque en el pasado hubo verdaderas broncas al respecto, se viciaba el ambiente del grupo y así no se trabaja bien. En aras del bien común decidí no permitir ese tipo de anuncios.

Tampoco obviamente se permite insultar, difamar, amenazar, faltar al respeto… creo que eso no tengo ni que explicarlo (de hecho si te tengo que explicar eso mejor no vengas por los grupos, por favor).

Ha habido muy poquitos casos de esos (se cuentan con los dedos de una mano), y uno de ellos ha sido el de la persona que ha creado otro grupo en facebook que es incompatible con felizmente (el único grupo que es incompatible con felizmente), y la explicación de esa incompatibilidad es la razón por la que escribo esta entrada. Eso implicará en un futuro que el número de personas no admitidas en los grupos felizmente sea mayor de lo que ha sido hasta ahora.

¿Qué significa eso? Ni más ni menos que todo el mundo puede elegir dónde y al lado de quien comparte su tiempo, conocimientos o estudios. Aquellos que decidan ir al grupo de esa persona, obviamente son muy libres, y me parece muy bien. Cada cual es libre de elegir. La única pega es que no podrán estar en los grupos felizmente. Sé que no todo el mundo ha entendido mi postura al respecto y por ello voy a intentar explicarme:

El titular de ese grupo, como comenté AQUI, fue excluido del grupo de memoria por una conducta que yo considero siendo muy suave “no adecuada” y nos indicó que iba a ir al ED quejándose de que teníamos un grupo para hacer las pec’s. Probablemente el hecho de no poder entrar al subgrupo de las pec’s la provocó (yo lo creo así).

Lo que resulta como poco pintoresco es que primero considerase que los grupos estaban bien (pidió entrar), luego que estaban mal (amenazó con escribir al ED) y ahora vuelve a considerar que están bien (ha hecho los suyos propios). Eso es coherencia y de la buena.

Después de eso no volví a saber nada más de él de forma directa y pensé que el tema estaba zanjado. Me consta que ya en diciembre abrió su propio grupo (al poco tiempo de esto, luego lleva abierto varios meses, no un par de semanas), y hasta ahí bien, no me parece mal que cada uno haga lo que quiera, faltaría más. Grupos de estudio hay un montón y no es algo malo, sino bueno. Así todos tenemos donde elegir. No hice ni dije nada sobre el tema por esa misma razón. Personas de ese grupo estuvieron en felizmente, pidieron entrar y fueron admitidas sin ningún tipo de problema por mi parte.

Pasaron los meses y cuando ya me había olvidado del tema apareció el episodio de la asignatura de Psicología del Desarrollo (ver aquí). En mi opinión ha sido un tema muy, muy grave que rebasa todas las líneas de lo admisible o lo tolerable. No he sido el único perjudicado, hemos sido muchos por extensión los difamados e insultados solo por mantener una postura legítima. No se puede catalogar a compañeros que piden algo que consideran justo como “manipuladores” y “liantes”, y mucho menos en el foro de consultas generales de una asignatura en alf. Pero perjudicados, en sentido estricto, lo hemos sido todos los que tenemos esa asignatura (ahora cuando escribes en los foros, incluso en el de estudiantes hay que esperar a que validen los mensajes, a veces varias horas, y todo el tema se originó por la actuación de ese señor). El tema de psicología del Desarrollo me ha hecho ver que no puedo compartir nada de forma directa ni indirecta con ese señor.

Que al final todos nos podemos disfrazar de tolerantes, abrir grupos diciendo que en ellos va a haber buen rollo o ponernos la careta de cordero. Pero al final hay cosas que no cambian. Volviendo a utilizar el simil, un escorpión es un escorpión, y una rana es una rana. Son nuestros hechos los que nos definen, no nuestras palabras o promesas. No se puede ir ahora de “solidario” con los compañeros después de definirlos como “liantes” o después de pensar que podía hacer un daño colectivo a todos los que estábamos en el grupo de memoria. Eso no es solidaridad ni es nada.

No estoy dispuesto a perder más tiempo ni recursos de los que he perdido con ese "señor" ni con ninguno que se pueda comportar así en potencia o tolerar esos comportamientos.

Está claro que alf tengo que compartirlo sí o sí y espero que los ED’s de otras asignaturas si se diera el caso tomen las medidas que el ED de Desarrollo no tomó en su momento. Pero fuera de alf sí puedo elegir al lado de quien estoy, y por supuesto, en mis grupos con mucha más razón.

El respeto es muy importante para mi. Quizás tenga que ver el montón de años que me he pasado practicando taekwondo con un maestro coreano. El respeto llega a integrase en tu vida de tal manera que pasa a ser una filosofía de vida. Respeto por uno mismo, pero sobre todo por el prójimo, a todos los niveles.

Alguno preguntará que qué tiene que ver que no quiera estar al lado de ese señor con no admitir a ninguno que esté en su grupo. Vuelvo al principio del hilo. Los grupos están muy bien, unos mejor que otros, pero las personas que los usan lo saben (más del 95% de las personas que ya estaban en felizmente, a las que les he dicho que deben irse de felizmente si continúan en el otro grupo han decidió continuar en felizmente, por algo será). Esto es debido, entre otras cosas, a una ética (que por otro lado no es demasiado rara ni complicada). Y esa ética pasa no solo por no ejercitar ninguna de unas determinadas conductas (insultar, amenazar, difamar…) sino por no tolerarlas. Aquel que está al lado de alguien que promueve o realiza cualquiera de esas conductas considero que las tolera. Pondría ejemplos, pero este hilo ya es lo suficientemente largo.

Otra razón es que no quiero ni deseo que personas que no promueven un mínimo de conducta que yo considero “normal” (reitero otra vez, no demasiado complicada, respeto a las personas y todo lo que se deriva de eso) se beneficien de mi trabajo. Cierto es que los grupos los formamos todos y funcionan gracias al trabajo de todos, pero también del mío, y en lo que me toca no pienso permitir dentro de mis limitadas posibilidades que personas cuya moral difiere tanto de la mía obtenga réditos de cualquier tipo gracias a mi trabajo. Hay otros grupos, y habrá más seguramente, y en ellos seguro que esas personas pueden encontrar ayuda o lo que se tercie y se encontrarán más cómodos que en unos grupos como felizmente, con unas normas más o menos definidas o estrictas.

Puede que no haya nadie, o pocos o muchos o todos que quieran dejar felizmente para irse al grupo de ese señor. Me parece bien. Si es lo que quieren es su libre elección. Mi libre elección es elegir con quien paso mi tiempo, y pienso ejercerla. Si como consecuencia los grupos se vaciasen y quedase solo yo, (aunque lo dudo, viendo la reacción de las personas que ya han decidido quedarse, lo cual agradezco), los cerraría y a otra cosa. No me faltan (imagino que como a todos) cosas en las que gastar el tiempo. Si, por el contrario y como espero (y parece que así va a suceder), hay gente de la que está en felizmente que pretenda seguir, desde luego que pienso continuar. Creo que estos grupos de estudio/trabajo cumplen una buena función, yo he aprendido mucho en ellos y me consta que mi caso no es el único.

Estos días he mantenido discusiones con varias personas, y hay argumentos que se han repetido. Otros no. Para evitar tener que repetirlos en un futuro (porque imagino que este tema traerá cola) he hecho una lista de preguntas que se me han hecho y mis respuestas. Las podéis consultar AQUI. Por favor, antes de repetirme argumentos en los correos leed las respuestas que he dado. Puede que esas respuestas os sirvan o no. Si es el segundo caso entonces obviamente podéis replicar, y algo de camino habremos andado.

Total y en resumen, que a partir de mañana aquellos que estén en los dos grupos serán invitados a abandonar felizmente o en su defecto abandonar el otro grupo, o en el caso de aquellos con los que no me puedo poner en contacto serán excluidos directamente.

Una cosa sí que voy a contestar aquí porque representa la base de todo el asunto: Ha habido dos personas que han dicho que soy “sectario” e “intolerante”: Imaginémonos (en hipótesis) y sin que por fortuna tenga nada que ver con la realidad, un grupo administrado por Charles Manson o Hitler, o cualquier otro personaje considerado universalmente como malo. Eso, por ejemplo, en la escala absoluta de tolerancia podría ser un 100, el máximo. Doy por hecho que nadie estaría en ese grupo, luego nadie toleraría un 100, y además al ser casi universalmente aceptado sería obvio que no tendría que dar explicaciones.
Volvamos ahora a la realidad. Puede que los comportamientos de este "señor" solo estén en el 3 y medio, pero eso ya ha rebasado mi nivel de tolerancia de comportamientos inadecuados. Cada uno puede preguntarse dónde está el suyo, su nivel. Estoy seguro que todos tenemos el nuestro. A partir de ahí, y siguiendo ese criterio, intolerantes somos todos, la única diferencia es donde ponemos nuestra raya, Algunos están en el uno, yo quizás en el 3 y medio, otros en el 10 y otros en el 90. No creo que haya nadie que la ponga en el 100.

Resumiendo, siento el espectáculo lamentable. Pero mi decisión es irrevocable. Por favor, no me escribáis diciendo que lo reconsidere porque no voy a responder a esos correos. Quien esté en felizmente no puede estar en el otro grupo, y el que esté en ese grupo no podrá ingresar en felizmente. Agradecería evitarme el tener que expulsar a nadie, así que si tu intención es seguir en psicolokos rogaría que salieras de felizmente ya.