Blog para alumnos de Grado de Psicología de la UNED

Con opiniones, guías, consejos y enlaces a otras páginas donde puedes ver apuntes, guías, más opiniones, exámenes, tests y alguna cosa más.

lunes, 28 de febrero de 2011

Balance del primer cuatrimestre

A principios de este curso comenté que pretendía contar a quien quisiera leerlo, al ir avanzando los meses como me había ido. No suelo hablar de número de asignaturas, sino de exámenes. Por aquel entonces me había decidió matricular de cuatro exámenes por cuatrimestre y al final me animé a matricularme del quinto.
Leer más...
En conjunto me matriculé de las dos de primero de las que no me había matriculado el año pasado (Psicobiología e Historia) y de unas cuantas de segundo (Psicopatología, Psicología del Desarrollo, Psicología de la Memoria, Psicología de la Percepción y Psicología Fisiológica). En total cinco exámenes por cuatrimestre. Me animé, entre otras cosas, después de leer el apartado “evaluación” de cada asignatura en la web de la Uned y de tener acceso a un calendario de exámenes preliminar publicado en la web de la Uned de Barbastro.

En principio la distribución de los exámenes era óptima exceptuando por el hecho de tener Psicología del Desarrollo el día después de Psicobiología. Yo soy de esos del atracón final, y tener un peso pesado como Psicobiología antes de cualquier otro examen convierte a este último en un hándicap. Asumí la posibilidad de suspender Psicología del Desarrollo, posibilidad que se hizo mayor cuando me enteré de que ahora se pedían 17 preguntas sobre 30 netas y sin tener en cuenta las pec’s. Al final la previsión del posible suspenso se convirtió en realidad.

Y al de Psicología del Desarrollo le acompañó (en este caso por dos preguntas) el de Psicobiología. Quizás me equivoqué al dar prioridad a esta última, aunque si soy sincero, teniendo en cuenta el examen que pusieron, el tiempo empleado y que me he quedado a dos respuestas correctas del aprobado no creo que tenga problemas para aprobarla en Septiembre. Simplemente habrá que dedicarle más tiempo al atlas 3D del cerebro. Otra cosa es que no esté en absoluto de acuerdo con la manera de actuar del ED en esa asignatura (y desgraciadamente este año a años luz de primero, en otras), pero eso será material para otro día, si se tercia.

En el caso de Psicología del Desarrollo dedicándole un poquito más de tiempo no creo que tenga problemas con ella. Y aun estoy pendiente de la resolución del Recurso de Alzada, el cual, de ser estimado, puede cambiar bastante el panorama.

Todo eso ha sido la cruz.

Ahora viene la cara: Han sido Psicopatología y Psicología de la memoria, ambas aprobadas con muy buena nota, y Psicología fisiológica, que he aprobado con holgura, aunque no con tan buena nota como las otras dos.

¿Cuál es mi balance? Desde luego me podía haber ido mejor. A toro pasado y con la información de que dispongo, dificultad de los exámenes y demás debería haber cambiado el orden de los mismos y haberme presentado la primera semana a Psicobiología y la segunda a Psicopatología. Hubiera aprobado también Psicobiología en ese caso. El azar es lo que tiene. Sin embargo no me quejo. Tres de cinco, una suspensa por poco y otra suspensa teniendo en cuenta el tiempo que les he dedicado desde mi punto de vista arroja un balance positivo.

¿Qué me han parecido las asignaturas? Desde mi punto de vista la más bonita de las que llevo estudiadas en esta carrera es, con diferencia, Psicología Fisiológica. Si exceptuamos el montón de nombres de partes encefálicas (que por otra parte comparte con Psicobiología) es interesante, amena y apetecible de estudiar, en mi opinión mucho más que las demás. Es como leer el “Muy interesante” y además y de regalo sirve para sacar nota.

También es interesante, y mucho, Psicopatología. Quizás el problema de psicopatología sea su extensión, que convierte en un reto el llevar la materia bien estudiada, pero aun así es una asignatura que no aburre y en la que se aprenden conceptos muy necesarios.

Psicología de la memoria es amena, aunque menos que las otras dos. El libro se repite muchísimo y lo que parece mucha materia se queda en menos. De todas formas y en conjunto, las asignaturas de segundo que estoy estudiando me agradan bastante más que las de primero. Quizás son más “especializadas”.

Psicología del Desarrollo es también amena, aunque desde mi prisma lo es menos que las otras tres. Incluso no habiendo aprobado no me parece que sea una empresa excesivamente difícil superar esta asignatura, veremos como se da la en la siguiente ocasión.

Y por último Psicobiología. Es una asignatura que pudiendo dedicarle cierta atención también es interesante, amena, densa y supongo que importante. Sin emabargo su punto negro es que los exámenes se convierten en un ejercicio de adivinación. No es solo que sean difíciles, que lo son, no es el primero ni el segundo examen difícil que hago y sobre eso no tendría pegas, sino que en algunos casos hay que "adivinar" que quería decir quien preparó el examen. Se ha dado el caso en una de las repuestas del ED ante las dudas de algunos alumnos en la que nos dicen que “debíamos suponer”. En mi opinión eso rompe esquemas. Si tengo un temario estudio el temario, pero no supongo nada.

Total, que si quiero pasar el curso limpio (como el año pasado) tendré que estudiar el próximo verano. Quizás el año que viene me lo tome con más calma y me matricule de alguna asignatura menos, aunque como mejore la especificidad de las asignaturas de tercero con respecto a segundo en la misma medida que las de segundo con respecto a primero no se si a la hora de matricularme me podré controlar.